Transporte Marítimo y Fluvial

Las tasas de los contratos en el transporte marítimo contuvieron su descenso

Según publica el portal Cadena de Suministro las tasas de los contratos en el transporte marítimo contuvieron su descenso. Después de las caídas récord de enero, las tasas de los contratos a largo plazo en el transporte marítimo se mantuvieron hasta cierto punto estables en febrero, impulsadas por las exportaciones estadounidenses.

Según los últimos datos de Xeneta, las tarifas contratadas a largo plazo cayeron solo un 1% a lo largo del mes, tras el descenso del 13,3% en enero. No obstante, este es el sexto mes consecutivo de caídas, un retroceso del 22% desde agosto de 2022.

Dada la falta de demanda, las desafiantes condiciones macroeconómicas, la caída de las tasas ‘spot’ y el exceso de capacidad de la industria, cabría esperar que continuara la tendencia a la baja para los contratos a largo plazo, pero los buenos resultados de la exportación de EEUU, con un crecimiento del 16,5%, detuvieron la caída, empujando ese corredor en particular a un máximo histórico.

Las tasas de los contratos en el transporte marítimo contuvieron su descenso

Dicho esto, en el resto de rutas comerciales, aunque las caídas no sean tan dramáticas como las del mes pasado, se han producido algunas considerables en los principales corredores. Las dificultades de las navieras para asegurar sus cargas debería seguir afectando las tarifas en un futuro.

Por otro lado, las importaciones de EEUU cayeron un 3,9%, aunque están un 79,86% por encima de las del año pasado. Dos de las rutas desafiaron la tendencia general, pues entre la Costa Este de América del Sur y la Costa Este de EEUU, y entre el Sur de África y la Costa Este de EEUU, se ha registrado el primer incremento desde noviembre de 2022.

En el Lejano Oriente, las tasas de importación disminuyeron un 4,4%, aunque aumentaron un 13% respecto al año anterior, y el índice de exportación descendió un 4,6%.

En Europa, el índice de importación creció un 3,5% y está un 31,6% por encima de las cifras del año anterior. Las exportaciones se movieron en la dirección opuesta, con el índice cayendo un 2,6%, a pesar del incremento del 65,3% respecto a febrero de 2022. Los datos muestran caídas constantes en todos los ámbitos, especialmente en las exportaciones del Mar Mediterráneo a Corea y Japón.

Desde Xeneta, señalan que seis meses de tasas decrecientes debe ser motivo de preocupación para los operadores, pero tampoco es que los cargadores de repente se estén encontrando unos precios muy económicos.

Sí es verdad que tienen más ventaja ahora en las negociaciones, especialmente por el hecho de que las tasas ‘spot’ se hayan reducido tanto, pero en términos relativos, los contratos a largo plazo siguen siendo históricamente altos, pues las tasas se mantienen un 43% por encima de las del año anterior.

Fuente: America Retail

Imagen: Stock Logistic

Ver artículo original

Volver a página de inicio